La formación online  se está convirtiendo en una sólida corriente de estudio debido a la flexibilidad que ofrece y al florecimiento de metodologías muy ágiles y útiles para aprender.
Hablaremos hoy de tres de las principales variedades de formación a distancia: e-learning, b-learning y m-learning:

 

E-LEARNING

El e-learning es una herramienta básica para la formación continua, para los estudiantes que quieren compaginar sus estudios con un trabajo y para todas aquéllas personas que creen que las TIC son fundamentales para la comunicación y el aprendizaje.
A través de distintas plataformas y soportes, el estudiante puede realizar un curso des de cualquier sitio, lo único que necesita es un dispositivo con conexión a Internet.

La forma de aprender es muy variada ya que los profesores utilizan distintas metodologías para el aprendizaje, entre ellas:

  • Vídeos tutoriales
  • Foros
  • Chats
  • Conexiones virtuales entre profesores y alumnos
  • Presentaciones sobre el tema
  • Ejercicios prácticos
  • Documentos de lectura
  • Materiales complementarios para el aprendizaje

Su forma de evaluación también es muy variada:

  • Cuestionarios
  • Entrega de ejercicios
  • Evaluación entre pares
  • Participación en los foros
  • Creación de blogs

Cada vez las plataformas con las que se realizan los cursos permiten que exista una mayor interacción entre profesorado y alumnado como también entre el propio alumnado facilitando así un fuerte dinamismo para este tipo de estudios.
B-LEARNING

Otra posible forma de estudio es el b-learning o blended-learning que combina la modalidad e-learning con la presencial.

El alumnado realiza un porcentaje de las clases en e-learning y el resto de forma presencial. Las horas presenciales son de gran utilidad para resolver dudas con el profesorado, poder realizar ejercicios prácticos y también poder trabajar en grupo con el resto de los compañeros.
M-LEARNING

El m-learning o mobile-learning es el aprendizaje que se realiza a través del teléfono móvil o tableta. Muchas universidades y centros de formación están introduciendo esta metodología en sus planes de estudio.  Se pone gran énfasis en la usabilidad y la experiencia de usuario, añadiendo elementos de jugabilidad y aprendizajes gamificados.

A través de un dispositivo móvil el alumnado puede acceder a una plataforma educativa con diferentes contenidos e interactuar con los profesores y otros compañeros.

El m-learning sin duda es uno de los más dinámicos y prometedores sistemas de aprendizaje.

 

Un saludo y feliz semana.