Como vimos en entradas anteriores el liderazgo es entendido como “la capacidad para generar cambios en el entorno”, la capacidad de liderazgo es vital para el sostenimiento y crecimiento de cualquier organización, ya sea esta una empresa, familia, institución, club, escuela, ejército o país entero.

 

Las organizaciones no pueden sostenerse, y mucho menos crecer, si no se adaptan a los cambios que impone el contexto. Y para adaptarse necesitan, indefectiblemente, cambiar. Y para cambiar necesitan líderes.  Recordemos que una organización es un conjunto de personas que persiguen un fin común.

 

Sólo si existe liderazgo en una organización ésta podrá funcionar y así ponerse a la altura de su definición, es decir, sólo con adecuada fuerza de liderazgo una organización se alineará hacia el fin común que la define. Sin adecuado liderazgo una organización se deforma, decae, se degrada, deja de perseguir sus objetivos originales y gradualmente se va desintegrando.

 

La capacidad de liderazgo no es una capacidad muy frecuente en la sociedad. Las personas con gran capacidad de liderazgo son claramente una minoría. Cuando en una organización no existen suficientes líderes, el resultado es simplemente que la organización no se adapta, no cambia, no progresa, o incluso se degrada, involuciona. Esto es exactamente lo que le sucede a países, empresas, clubes de fútbol, bandas de música, familias, o cualquier otro tipo de organización, cuando carecen de líderes, en cantidad o calidad suficientes.  

 

Si ves a una organización decaer, ya sabes la causa fundamental: un liderazgo pobre y mal organizado.

Por ello aquí os dejamos algunas claves que ayudarán en el proceso de liderar una organización que impulsarán vuestros resultados positivamente:

 

  • El liderazgo se basa en entender qué motiva a sus empleados. El éxito del liderazgo recae en la valoración que hagan los empleados de las recompensas que ofrece la empresa. Es responsabilidad del líder establecer un sistema de recompensas. Algunas de estas recompensas son establecidas por el departamento de recursos humanos. De todas formas los líderes de todos los niveles deben tener un buen entendimiento de lo que motiva a cada uno de sus empleados. Esto hará que pueda vincular las recompensas más valoradas a aquellos empleados que completen las tareas de la mejor manera.

 

  • Asegúrate de que los empleados entiendan el sistema de recompensas y como deben alcanzarlas. Muchos empleados no entienden todo el paquete de beneficios y por lo tanto no se dan cuenta, cuanto aprecia sus esfuerzos el empleador . Esto puede aumentar el nivel de motivación entre los empleados.

 

  • Asegúrate de que tanto los sistemas de castigo como los de recompensa funcionan bien y son puestos en marcha continuamente.Para prevenir situaciones o  percepciones de injusticia entre los empleados, los líderes deben asegurarse que tanto las recompensas como los castigos se otorguen de manera objetiva y sin sesgo. Las percepciones de falta de objetividad entre los empleados, puede hacer que perciban las recompensas sin valor, y como resultado la motivación y los esfuerzos por el trabajo podrían mermar.

 

  • Proveer de feddbacks constructivos entre las etapas del proceso de trabajo. Asi el líder podrá controlar la calidad y cantidad de trabajo del empleado y modelar las expectativas de éste en cuanto a recibir las recompensas por su esfuerzos.

Espero que sea de utilidad para todos, ¡un saludo!