En Mooqia estamos concentrados en marcar la diferencia en la formación online y en este momento nos encontramos desarrollando grandes avances en un punto clave: learning analytics (las analíticas sobre el aprendizaje)

 

¿Qué es Learning Analytics?

 

Learning Analytics es la medición, recopilación, análisis y presentación de datos sobre los estudiantes, sus contextos y las interacciones que allí se generan, con el fin de comprender el proceso de aprendizaje que se está desarrollando y optimizar los entornos en los que se produce.

 

Las analíticas de aprendizaje tienen el potencial de ayudar a estudiantes, profesores y organizaciones a tomar mejores decisiones para conducir a mejores resultados en la formación.

En la formación tradicional las analíticas eran imposibles y perdíamos valiosos datos sobre los procesos de aprendizaje pero hoy, las mejores plataformas online son capaces de averiguar grandes cosas sobre lo que ocurre mientras se aprende.

Saber cómo las personas desarrollan sus habilidades, adquieren nuevos conocimientos y como se motivan es fundamental para tomar mejores decisiones, conduce a la eficiencia y fomentar una fuerza de trabajo más comprometida.

Así, en el análisis de aprendizaje buscaremos:

  1. Reflexionar sobre los logros y los patrones de comportamiento de cada alumno respecto a sus compañeros (o currículum prediseñado).
  2. Predecir si los estudiantes necesitarán apoyo y atención personalizada.
  3. Ayudar a los profesores y personal de apoyo en sus intervenciones.
  4. Mejorar los cursos actuales o desarrollar nuevas ofertas del plan de estudios para los grupos funcionales.
  5. Ayudar a las instituciones educativas en la toma de decisiones en la dirección y gestión del centro educativo.

 

El análisis del aprendizaje se superpone con varias áreas de investigación similares, como la minería de datos educativos (campo interconectado con el aprendizaje analítico), también el Machine Learning, Inteligencia empresarial (Business Intelligence) o los análisis de redes sociales (SN y SNA).

Por ello, gracias al desarrollo de estas tecnologías estamos consiguiendo:

1- Que instructores y alumnos interactuen con el contenido y colaborar entre sí.

2- Que la tecnología nos permita no solo ver el resultado, sino poder influir en él.

3- Poder cuantificar y visualizar más dimensiones de la formación como la motivación o el esfuerzo.

4- Que el profesor y los alumnos reciban notificaciones y alertas, en función de su actividad.

5- Poder predecir el rendimiento futuro de un alumno en función de las respuestas.

6- Personalizar el proceso de aprendizaje por alumno en función de sus motivaciones y aspiraciones.

Todo un mundo nuevo y fascinante se abre para organizaciones y sus equipos gracias a esta disciplina y en Mooqia trabajamos para liderar la vanguardia tecnológica de este importantísimo campo. ¡Un saludo!